Búsqueda personalizada

martes, 20 de julio de 2010

La Banca Del Parque

De metal, madera o concreto es tu forma y diseño, inmóvil quedas en parques y plazas. Prisionera de tu entorno, testigo mudo de verdades y mentiras.

Durante el día, sobre ti hay bullicio, algarabía, una madre que da el pecho a su cria.

El hombre que lee las noticias del diario, tal vez en busca de trabajo sonríe... ¿aserto la lotería? o talvez expresa su impotencia ante otro ataque terrorista.

La inconstancia juvenil sobre ti se posa con prisa, haciendo promesas de amor que duran lo que un suspiro, en otra plaza, en otro parque, en otra banca, le aguarda un iluso o ilusa, que por su causa acelera sus latidos.

¡Ah si! el siempre olvidado anciano que alimenta a los pájaros, nostálgico de lo que fue su vida, y piensa en lo cercano que esta el día en que quedará en oscuridad eternamente.

Cae la noche, ya no hay bullicio, cesan los ruidos y sobre la banca caen los sueños sin sueños del mendigo y el niño que no tiene de un hogar el abrigo.

Tan solo es una banca y sobre ella, miles de historias de vida.

1 comentario:

  1. La Banca en el parque, testigo de tantas historias de vida. Una bella inspiraciòn sobre lo simbòlico de un objeto que puede contar, al escritor, tantas historias.

    Un gusto leerte en tan sublime inspiraciòn.

    Cordiales saludos

    ResponderEliminar